Leyendo cuadros. Mirando historias


>> Listado de todos los relatos publicados 

Entrega número 48
Postludio. José Mª Yturralde
José Mª Yturralde
Postludio
VER

Documentos de introducción
 Introducción de Javier Martín 
 Introducción de Ana Álvarez 
 Listado de autores 

Login

Ars Citerior

Albert Ràfols-Casamada: Pintor de signos y espacios sosegados

Albert Ràfols-Casamada: Pintor de signos y espacios sosegados. el pintor en su estudioAlbert Ràfols-Casamada: Pintor de signos y espacios sosegados

 (Barcelona, 1923-2009)

 

Cuando uno intenta ponerse en contacto con alguien que tiene veteranía y gran consideración en el mundo del arte, creo que la mejor manera de hacerlo es como se ha hecho siempre, esto es, con una carta escrita a mano y, como diría  Gustavo Torner, con un buen papel y una buena pluma. Así pondremos de manifiesto el interés de nuestro mensaje y la consideración hacia la persona a la que lo dirigimos. De este modo me dirigí a Ràfols-Casamada. Pasaron varias semanas hasta que recibí su llamada para responder a mi solicitud de visitarlo. Ante sus amables palabras concerté la cita para el siguiente fin de semana, y así tres días más tarde, en una lluviosa mañana de noviembre de 2002, me encontraba en su estudio de la barcelonesa calle Homero.

Ràfols trabajaba en un bajo de la calle anteriormente citada, un estudio muy  amplio que se encontraba lleno de lienzos de todas dimensiones, apoyados en la pared. Como el motivo de mi visita era ver obra para una próxima exposición colectiva, me fue mostrando lo último que estaba realizando en formatos de aproximadamente 50 x 50 cm, pues era lo que iba buscando.

En todas sus obras se veía la amabilidad y lirismo que el autor transmitía al lienzo, con sus colores ocres suaves, sus azules marinos típicamente mediterráneos. Obras con esa atmósfera en la que nos sorprende al hacer compatible la simplicidad y la grandiosidad, gracias a la singularidad de una plástica basada en el signo y su cromatismo.

Quedé en mantenerle informado sobre el homenaje-exposición que estaba preparando a su buen amigo Eusebio Sempere. Sería en el 2005 cuando Ràfols participaría en dicha exposición colectiva con la obra que ya habíamos seleccionado: Espai clar, de 2002.

No fue hasta 2009 cuando me puse en comunicación de nuevo con Albert, esta vez era para la que, sin saberlo, sería su última exposición en vida. En  la muestra “Paitsages. Mirades contemporànies”, participó con un lienzo, Espai blau, de pequeño formato, en el que podemos ver el azul de ese mar que tantas veces inspiró su obra.

Javier Martín

Julio 2010

 

Powered by Bullraider.com